HISTORIA  DE  NOMBREVILLA

Las primeras noticias de la localidad aparecen en el siglo XIII después de la conquista de Daroca y la comarca por parte del rey de Aragón Alfonso I el Batallador, tras la batalla de Cutanda (1120). Al parecer sería una de las localidades cristianas creadas tras la conquista para repoblar el territorio.

Alfonso I dejó su reino a varias órdenes militares. Nombrevilla fue condominio de las órdenes del Hospital de San Juan de Jerusalén y del Santo Sepulcro de Jerusalén durante los siglos XII al XIV. Pero en el año 1414 el pueblo pasó a depender en exclusiva de la Orden del Santo Sepulcro de Jerusalén, hasta el siglo XIX.

El escudo de Nombrevilla quedó fijado recientemente, en el año 1999. En él figura la inicial del topónimo y la cruz de la Orden del Santo Sepulcro.
Escudo de Nombrevill
Escudo de Nombrevilla
(Imagen cedida por Víctor Forcén)

Portada/Cover